martes, 31 de enero de 2012

Compartir contra especular

Compartir, es el mantra que ahora se impone.
Otros lo llaman economía colaborativa, pero de cualquier forma es compartir, es decir colaborar en la economía para hacerla sostenible en el tiempo y eficaz al mismo tiempo.
 

Compartir un piso puede ser un ejemplo, donde se comparten gastos y esfuerzo en la vivienda…Compartir por medio del alquiler de la posesión de una finca… urbana o rural.

Compartir el taladro eléctrico que solo usamos una vez al año con la contraprestación de servicio o de otro elemento que le valga al dueño del taladro… Puede ser tiempo del que puede escasear la otra persona por ejemplo, haciéndole un recado en su nombre.

Ha pasado el tiempo de la especulación para la sociedad en general.
 

La especulación, a la que nos habíamos apuntado todos con fervor de nuevos conversos, desde la pareja de ancianos que deseaba especular con sus posesiones inmobiliarias, hasta la joven pareja que se metía en una superhipoteca  en la confianza de que estaban realizando la especulación de su vida futura que se les antojaba de millonarios por la revalorización del mercado…

El ciudadano de clase media que en tiempos de bonanza especulaba comprando plazas de garaje para alquilarlas en rentas altas debido a la previsible demanda en crecimiento constante…

Los vecinos propietarios de inmuebles que mudados en los buenos tiempos a pisos mejores alquilan alto los viejos inmuebles durante la “fiesta pasada” se resistían a cuotas de mantenimiento moderadas, exigiendo en las reuniones de propietarios el pagar siempre las mínimas cuotas, y quejándose después de las derramas…

¿Nadie les dijo que las derramas –salvo por imprevistos- son cantidades que debían de haber satisfecho en buena lógica para evitar el reparar después con más gasto?

En definitiva, la codicia siempre pasa factura…

Ahora, en estos momentos, debemos argumentar de distinta manera y sentido.

Argumentaciones.

Antes:

Voy a alquilar mi posesión para sacar una renta que me permita reinvertir en la compra de otro inmueble y vivir con las dos rentas a cuerpo de rey…

Las rentas de mis plazas de garaje me van a permitir tener una pensión opípara… además me dan más que en el banco por mis depósitos.

Ahora:

Voy a compartir alquilando mis posesiones para que me ayuden a mantener mi patrimonio…

El compartir en alquiler mis plazas de garaje me ayudará en el pago de mis impuestos.

Hemos cambiado la palabra especulativa de ganar por la de compartir recursos y necesidades.

El que aún no entienda esto y no se adapte al momento, va a tener peores formas de enterarse…

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Formulario de contacto en privado / también vale para suscripción por email

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *