lunes, 4 de mayo de 2015

Descartes y descartados.



Dice la RAE: descartar.
(De des- y carta).
1. tr. Excluir a alguien o algo o apartarlo de sí.
2. tr. En una elección, prescindir de algo o de alguien. Para este homenaje quedan descartados banquetes y discursos, así como parientes.
3. tr. Rechazar, no admitir. Descartamos la posibilidad de lluvia.
4. prnl. En ciertos juegos, dejar las cartas que se tienen en la mano y se consideran inútiles, sustituyéndolas con otras tantas de las que no se han repartido.
5. prnl. p. us. Dicho de una persona: Excusarse de hacer algo.

¿Todos los parados son “descartados”? No, en absoluto.
Existen desempleados y “descartados”, gran diferencia.

¿Quienes son o quienes forman ese “distinguido grupo”?
Según mi opinión, en nuestra sociedad actual:  los que por motivos económicos, edad, diferencia biológica, neonatos abortados por diferentes motivos, son “descartados” del gran juego de la sociedad.
Una sociedad que ha hecho “normal” la “cultura del descarte”.

Pasan a pertenecer a “las periferias” de nuestras sociedades, grupos e iglesias, somos ya millones, dentro de poco seremos “una masa crítica”.

Pronto nos empezaremos a organizar, comenzaremos una nueva evolución, 1º lo estamos haciendo en lo personal, pronto como masa crítica, seremos determinantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Formulario de contacto en privado / también vale para suscripción por email

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *